México.- Este martes se pondrá en marcha un plan para reforzar la vigilancia de ductos de Petróleos Mexicanos (Pemex), así como para encontrar tomas clandestinas en el estado de Hidalgo, informó el presidente Andrés Manuel López Obrador.

En conferencia de prensa en Palacio Nacional,  refirió que en esa entidad se incrementaron “muchísimo” las tomas ilícitas, incluso después de la tragedia en Tlahuelilpan, por lo que es el estado con más tomas de este tipo en el país, y por ello este martes inicia el programa de reforzamiento con la presencia de elementos de la Marina y del Ejército.

Tras afirmar que en lo que va de su administración se han sellado un mayor número de tomas clandestinas que en otros tiempos, López Obrador resaltó que más allá de que se ha evitado el robo de combustible, la gente está dejando solos a los que se dedican a esta actividad ilícita, pues ya no acuden a apoyarlos, y mencionó que este martes se atendió una toma clandestina en Azcapotzalco.

“Es algo muy importante el que se están quedando solos los que se dedican a esta actividad ilícita, pero ya no tienen base social. Y le agradezco mucho a la gente por este apoyo y por hacer caso al llamado que hemos hecho”, expresó.

El combate al robo de combustible, dijo, va acompañado de la aplicación de los programas de desarrollo y bienestar, sumado a que la gente ha tomado conciencia de que es mucho el riesgo de participar en esta actividad. No obstante, el mandatario reconoció que continúa habiendo tomas descontroladas en Hidalgo.

El presidente López Obrador comentó que a las 4:00 horas de hoy, se localizó en la alcaldía de Azcapotzalco una toma clandestina, cuya atención implicó parar el ducto de Tuxpan- Azcapotzalco.

Dicha acción, destacó, muestra que esta administración atiende las fugas y cierra los ductos, lo que ha generado que disminuya el volumen de combustibles robados; mismo que hoy es de seis mil barriles contra los 80 mil que se registraban anteriormente.

Al ser cuestionado sobre la figura de testigo u observador social para avalar la pulcritud de los contratos como lo fue en la licitación de los siete gasoductos actualmente paralizados, destacó que se buscará la forma de tener transparencia total sin simulación.

Por ello, señaló que es necesario revisar todos los mecanismos ay  las instancias, ya que algunas supuestamente independientes, autónomas y de la sociedad civil han servido para legitimar contratos leoninos. Mientras que los testigos sociales son ciudadanos expertos, aparentemente autónomos que avalan este tipo de contratos.

Añadió que revisarán todos los procedimientos para terminar con la simulación, porque a los testigos sociales se les paga, “es una especie de soborno, lo digo con todo respeto, y no quiero generalizar, pero ya es tiempo de hablar con claridad sobre las cosas”.

Abundó que en la construcción de un gasoducto contaría mil millones de dólares y se terminó pagando ocho mil millones de dólares, “aun incluyendo el costo del financiamiento, lo más inaudito es que el gasoducto no pasa a ser propiedad de la Comisión Federal de Electricidad, de la empresa que paga la construcción del gasoducto, sino se queda como propiedad de la empresa que lo construye”.

El mandatario mexicano apuntó que se ha llamado a las empresas a una renegociación, que sea voluntaria de su parte, el cual ha sido bien aceptado por las compañías que han mostrado apertura.

Asimismo, reiteró su invitación a los mexicanos de 18 a 29 años de edad, a participar en el programa Jóvenes Construyendo el Futuro, el cual sólo requiere para su inscripción que elijan un tutor, que puede ser un maestro mecánico, electricista, comerciante o empresario y recibirán tres mil 600 pesos mensuales mientras estén en capacitación.

En otro tema, explicó que las conferencias de prensa son un diálogo abierto, circular y un ejercicio de derecho de réplica, poco realizadas en el pasado, ya que en su opinión los gobernantes carecían de autoridad moral y política.

En su caso, aseguró “yo tengo autoridad moral”, razón por la que ha mostrado su inconformidad cuando aprecia una actitud tendenciosa de la prensa conservadora a la que ha llamado “fifí”.

Aclaró que dicho término tiene su origen en los medios de comunicación que apoyaron la postura de los fifís, quienes fueron los que quemaron la casa de los Madero y celebraron en las calles el asesinato de Gustavo Madero por los militares.

Fuente: Notimex

Fuente: Agencias

.fb_iframe_widget_fluid_desktop iframe {
width: 100% !important;
}